SECCIONES. EL JARDIN DE LOS LILOS.

 

 


 

 

 

 

 

 

WHATSAPP

 

Hola a todos,

 

Es mi deseo que el verano haya sido bueno y se hayan cumplido todas las expectativas de descanso y felicidad que tuvimos al principio.

 

Las mías han sido maravillosas, días de sol y agua, en casa, rodeada de sonrisas de niños, buenos ratos de tertulia al caer la noche y sobre todo ver como poco a poco va creciendo el nieto que espero para Navidades.

 

Ha sido tan sencillo y pleno el verano que me ha costado mucho afrontar el tema de este otoño.

 

Pero de pronto, mi mirada ha quedado fija en el móvil de mi hijo y su actitud, todo el día con el whatsapp, escribiendo, conectando con los amigos, no puede vivir sin él, es su forma de estar conectado, es moderno, es estar en la honda, para mí es distraerlos de la realidad, no saben ni por donde van, no hablan, no se comunican con los que estamos a su alrededor y de pronto me ha venido la inspiración:

 

 

Whatsapp

 

MANUAL PARA CONVERTIRSE EN PERSONAS WHATSAPP.

 

1.-aprender a dejar que nuestra mente se disperse, en los traumas del pasado, ya no sirven, y los devenires del futuro, no los tenemos, hay que estar conectados continuamente con el AHORA, con el presente, pero no el presente de los medios de comunicación, crisis, primas de riesgo, políticos, y robo de nuestros derechos adquiridos. Hay que estar presentes en nuestra vida diaria.

 

2.- Nos levantamos y tomamos consciencia de cómo el agua recorre nuestro cuerpo en la ducha, lo gozamos, sentimos, disfrutamos de la limpieza de nuestro cuerpo y el bienestar.

 

3.- Nos secamos siendo conscientes de nuestro cuerpo y sintiendo para que sirve cada parte de él, ver, oír, gustar, sentir, hablar, abrazar, caminar.

 

4.- Tomamos sentados el desayuno y somos conscientes en todo momento de su preparación, de cómo lo hacemos, sin rutina, con sentido, y cuando lo degustamos vamos pensando con cada cucharada o toma el momento de la masticación, el beneficio de digerirlo, sí es posible hay que hacerlo solos.

 

5.- Camino del trabajo, o de nuestra actividad, tomemos contacto con el sol, la lluvia, el aire, fijarnos perfectamente por donde vamos, sentirlo, ver los rostros de las personas con las que nos cruzamos, tomar realidad de lo que estamos haciendo en cada momento, donde y como estamos.

 

 

Whatsapp

 

Sí por lo menos, lo hacemos un día a la semana, notaremos como nuestro cuerpo y mente, están tranquilos, relajados, no ha decidido nadie nuestros sentidos y pensamientos, somos nosotros mismos.

 

Y si conseguimos hacerlo día a día notaremos como nos convertimos en seres especiales, en seres libres, en resumen en seres espirituales.

 

Y así a lo largo del día con cada cosa que hagamos, eso es ser una persona whatsapp, estar en todo momento conectado con nuestro yo, con nuestra realidad y vida,

 

no le habremos dejado ni un solo segundo a la dispersión, la ira, el malhumor, aún en los momentos más duros, en la que la conexión nos traiga dolor, paro, desahucios, falta de dinero, dejar serena nuestra mente de rabia e ira,

 

pensar que tenemos a nuestro alrededor cosas gratificantes que nos llenan de vida y paz, un paseo por un parque, fijándonos en la grandeza de los árboles, el sol, el viento, sentir la lluvia refrescante, contemplar como poco a poco cae la noche, dar paseos con nuestras mascotas, el mar, la sonrisa de nuestros hijos, no pensar en negativo y desesperadamente.

 

 

Meditación

 

Sí disfrutamos poco a poco de nuestro yo, las cosas sencillas, nos serenaremos y nos convertiremos en seres de paz, sólo desde ahí podremos cambiar las cosas, sólo así podremos ponernos en marcha desde la paz.

 

La ira engendra ira, la violencia engendra violencia. Eso es lo que buscan los poderosos para quitarnos la razón.

 

Quitar poco a poco las noticias y ser nosotros los dueños de nuestro destino empleando en ese tiempo la conexión de cómo cambiar nuestras vidas y nuestra sociedad, desde el silencio interior y la paz salen las grandes revoluciones.

 

Estemos todo el día conectados para quedar con mi mejor amigo, que soy yo, la naturaleza, nuestros hijos, fuera la desesperanza y que de comienzo la creatividad, dejemos que nos mientan, engañen, aplasten, desde nuestro silencio interior haremos un mundo más justo, pero sólo desde nosotros mismos.

 

Cambiemos nosotros y cambiará el mundo.

 

Feliz otoño

 

 


 

 

VACACIONES BLANCAS

 

Llega el tiempo de descanso, de tomar unas vacaciones y una persona que está llena de paz consigo misma y con la naturaleza y el mundo, es extraño, pero no necesita tomar ese descanso, está conectada cada día con la paz, la luz la energía que emana del sol, el agua, el viento.

 

Sí toma un ratito de meditación y se encuentra a sí misma ya le pueden ofrecer el mejor de los viajes que no lo deseará, porque el mejor de los viajes está en sí misma, en la paz consigo misma, en la no mente, el aquí y el ahora, no se puede llenar algo que ya está repleto.

 

 

Hayedo

 

Pero hay personas, como me pasó a mí el año pasado, que estamos sedientos de buscar la paz, el sosiego el contactar con la naturaleza y el ser mismo.

 

Hice una magnífica escapada a una casa rural en Asturias, Concejo de Caso, Parque de Redes, Hotel Reciegos. 8 habitaciones en medio de la nada y el todo, en medio del silencio, la reflexión, la Madre Naturaleza allí esperando para abrazarte y envolverte y encontrar tus raíces.

 

Para semejante bienestar, acompaña su dueña , Marigel, una persona llena de encanto, servicio y naturalidad y una magnífica cocinera.

 

 

Reciegos

Por cortesía del fotógrafo Marcos Vega García

 

Pasear, con tu pareja, en silencio por los bosques de hayas y sentir el suave caer de la lluvia sin mojarte, abrazarte a ese robusto árbol para que transmita su sabiduría y su paz, oír el silencio, comer junto a un arroyo repleto de mariposas, solo contigo mismo y tu pareja eso es tener vacaciones conectar con la tierra para entrar en sí misma y llegar al cielo (raíz, tronco, copa del árbol) donde está la luz del sol, donde solo se posan las aves ligeras de peso, para estar arriba hay que ir ligero de equipaje, hay que soltar lastre y convertirte de gusano ( cuando llegas) a mariposa (cuando vuelves).

 

La segunda parte de las vacaciones, fue en la orilla del mar, en una ciudad costera de España, fueron los mejores días de mi vida, compartir una semana entera, con mi mejor amiga, solas las dos, el tiempo y la vida eran nuestros, hablar, aprender, avanzar en el mundo espiritual, experimentar la belleza de la amistad verdadera, llenar tu mente de sabiduría mutua, no tener tiempo ni para comer, el único alimento era la palabra, pero no palabra inútil, sino llena de vida, de experiencias, de arrancar traumas de sentir que el mundo no está.

 

Puesta de sol

Llegué convertida en mariposa y salí como un águila, fuerte, segura, tenía mi nido en las alturas, volví a casa repleta de luz, paz y he tenido un invierno maravilloso.

 

Ese sí fue un buen descanso y una magnífica vacación.

 

Hay que tomar vacaciones que llenen tu yo más íntimo, que al volver te sientas libre, volátil , ágil en el mundo espiritual….

 

Se puede hacer el más caro de los viajes….a lugares hermosos …pero sí no estás en paz contigo mismo y repleto será un recuerdo superficial que la rutina se irá tragando poco a poco…solo queda el orgullo social de decir he ido a tal y tal sitio…porque no queda bien decir he viajado al centro de mí mismo he visto la luz y la paz y estoy en el paraíso…no eso todavía el mundo no está preparado…algún día…. algún día.

 

¡Que paséis un feliz Verano!.

 

 


 

 

RESURRECCIÓN

 

Me dispongo a escribir esta pequeña reseña en la mañana de Resurrección, cuando todas las campanas de las Iglesias tocan a gloria, se cantan aleluyas, hay alegría, alborozo, entusiasmo por la Resurrección del Señor, como así lo celebran y conmemoran las liturgias diversas.

 

Cánticos alegres, el color blanco, un sol espléndido y la primavera también se unido a esta fiesta y es aquí donde hago más patente la palabra RESURRECCIÓN, ya han dejado su silencio los pájaros, alegrandonos cada mañana, para hacernos más llevadera la tarea diaria.

 

Ya han florecido en abundancia cerezos y almendros. Mis lilos, que tenían un aspecto seco, inerte, vacío, de repente se ha ido vistiendo de un color verde primoroso, para en mayo lucir como la más hermosa de las novias con sus flores, engalanados, ofreciendo gratis su aroma, belleza y frescor.

 

Primavera

 

 

Todo está resucitando, se está llenando de vida, se está transformando pero ¿y nosotros?.....

 

¿Hemos resucitado con la primavera?.....

 

¿Nos estamos llenando de vida y fuerza con ella?....

 

Yo creo que no. Nos hacen ver que la primavera es igual a alergias, astenia, cansancio, depresión.

 

Nos tienen angustiados con la economía … paro … recortes…

 

Los Gobiernos quieren que nuestra vida sea un continuo invierno de letargo y agonía. Tienen un solo empeño, que no seamos felices, que vivamos de espaldas a la vida, que seamos seres abatidos y tristes, así es más fácil manipularnos.

 

 

Pajaro

 

Desde este rinconcito os pido que RESUCITEMOS, que salgamos del letargo, que aquello que ha quedado muerto en algún rincón de nuestra alma le demos vida, como pintar, escribir, leer, coser, cantar. Cantar mucho como si fuéramos pájaros, que la música alegre acalle las voces de los agoreros, vistamos ropas bonitas, luzcamos hermosos, no para nadie, sino para nosotros mismos…

 

Que en cada negatividad, pongamos algo positivo.

 

Sé que las cosas no son fáciles. Cantar no nos arreglará la situación pero nos hara sentirnos mejor. Reguemos con lluvia de esperanza nuestros días y luciremos radiantes y hermosos.

 

FELIZ PRIMAVERA A TODOS

Os quiere y os necesita: J.C.Abá

 


 

 

LAS CANDELARIAS

 

Se acercan las Candelarias, fiesta de la Luz, el día 2 de Febrero, y por eso quiero tener un momentito para escribir a los ángeles una cariñosa carta para ver si recibo una pronta contestación ya que ellos son los seres de Luz por excelencia.

 

Queridos ángeles: Al recibo de ésta, me imagino que andáis muy ocupados y a pleno rendimiento.

 

El mundo está llorando y gime por la pérdida de sus cosas materiales, su sustento, casas, trabajo, familia, Las personas se están enfrentando a un enemigo fuerte, despiadado al que no le logramos poner cara, está agazapado dando dentelladas de muerte a Gobiernos, más o menos eficaces, a pueblos y familias enteras.

 

Escritora

 

El mundo se está quedando a oscuras ya que las lágrimas y el miedo no dejan pasar la Luz que vosotros dais a manos llenas y que son Fuente de toda felicidad.

 

Os pido que se abran los ojos de esas personas, enjuguéis sus lágrimas y sepan que hay un mundo maravilloso a vuestro lado, que con nuestra fuerza espiritual lograremos vencer a los especuladores, capitalistas, etc…. haremos que se queden desnudos de su nada frente a la mayoría de un Todo que es vuestra Luz y Guía.

 

En la última noche del año, con mis deseos pedí que se abrieran canales y os doy las Gracias pues se han abierto manantiales, de los que deseo seguir bebiendo para lograr dar a los demás.

 

He empezado el año maravillosamente plena de vuestra Gracia, pero rodeada de mucho dolor: Personas muy, muy queridas que han partido, parejas que cuesta mantener fuerte el vínculo del amor, otras en el que se ha roto, tienen difícil reiniciar una vida en calma, enfermedades largas y penosas, cuidadores de personas mayores agotados, falta de trabajo y sobre todo mucha, mucha falta de Esperanza.

 

Os ruego, sí podéis, aliviéis esos corazones heridos, que se abran canales de energía, fuerza y sobre todo que reciban mucha, mucha Luz para que puedan seguir caminando en las noches oscuras que les ha tocado vivir.

 

Gracias por cuanto recibo, gracias por vuestra guía, sed mi fortaleza para poder encender una pequeña velita de vuestra Luz y que el mundo vea un poco mejor.

 

Os quiere y os necesita: J.C.Abá

 


 

 

LILOS

 

¿Porqué lilos?.....

 

Los lilos son unos arbustos que forman parte de mi más tierna infancia. El jardín de mi internado, en Ávila, estaba repleto de lilos, y desde mis ojos de inocente muchachita los veía engalanados con su manto de nieve pura y me imaginaba los días primaverales de las primeras comuniones.

 

Cuando el otoño se apoderaba vilmente de ellos, despojándolos de su precioso manto, no veía la muerte, sino que sus hojas me servían de tranquilidad y sosiego cuando las pisaba con fervor y las echaba para arriba como si de una fiesta con confeti se tratara y en ese momento no había nadie más felíz que yo.

 

lilos

 

 

Y que decir de la explendorosa y mágica primavera en que mis árboles se vestían de fiesta y nos embriagaban con el mágico olor a lila, la delicadeza de su color, y esos días de sol que nos desperezaba del frío invierno.

 

Y como no, el verano, cuando me iba de vacaciones, mi última mirada era para ellos. Sabía que estarían allí a la vuelta y parecía sentir su agradecimiento por lo mucho que los admiraba.

 

Hoy día, quedan muy lejos aquellos momentos, pero mi casa esta adornada con lilas y he sabido transmitir a mis hijos el amor por esas flores que apenas conocen, como me he sentido plena junto a ellos. Los utilizo como símil del camino espiritual, siempre hay que permanecer firmes, fuertes ante las adversidades, si nos arrancan algo fundamental de nuestras vidas, si sufrimos pérdidas, hay que seguir anclados, serenos.

 

Aún así llegarán terribles madrugadas de frío y soledad muy ásperas pero si permanecemos firmes en nuesta fe, espíritu sin desfallecer, habrémos de tener en nuestro corazón que a buen seguro llegará la primavera de la vida, de la luz, que nos hará entregar a los demás la más pura flor de la vida espiritual y el mágico color que invite a otros a oler y saber.

 

No nos dejaremos admirar por orgullo, sino que seremos símbolo de belleza y delicadeza en este reseco mundo.

 

Un cordial saludo y nos encontramos en noviembre.

 

 


 

LILOS EN DICIEMBRE

 

En estos días de otoño, ya se encuentran mis lilos desposeídos de sus hojas y a buen seguro que, sí pudieran pensar, estarán deseosos de recibir las primeras nieves del invierno para sentirse engalanados ante la luna del gélido invierno y retando a las estrellas, quien brilla más, sí ellos, cuando cubiertos del blanco manto, reciben los rayos del sol, o ellas perdidas por el espacio, sin nadie que las mire porque andan deprisa los seres humanos preparando fiestas y celebraciones navideñas.

 

 

lilos

 

En esta reflexión, algo poética, he caído en la cuenta que ya estamos cerca de la época navideña y quiero compartir con vosotros una secreta pasión que me llena plenamente, sobre todo en estas fechas, y esa pasión es la música.

 

Según la tradición, fueron los ángeles los únicos que aquella mágica noche cantaban,mientras que los demás emplearon su tiempo en llevar regalos, ofrendas y parabienes. Parecía insignificante, la música, pero cúal importante es. En estos días que vivimos de nostalgías, recuerdos de infancia, seres queridos que partieron, tradiciones que van cambiando, crisis, desazón e incertidumbre hay alguien que permanece firme y robusta y esa es la magia de la música.

 

Pongamos música en nuestras vidas, tomemos la música como alimento, adorno de nuestra vida o inspiración para nuestra alma. Los más mayores, podríamos rescatar canciones de nuestra infancia, navideñas o no, volver a bailar y saltar con la música que nos hacía felices en nuestra juventud, escuchar algo de música clásica que nos anime y expanda el corazón.

 

Allí donde sintamos una lágrima, pongamos una canción. La másica no nos cambiará la situación que cada cual esté viviendo, pero sí aliviará nuestros pesares, arrancará una sonrisa y aligerará la desazón de nuestras almas; y sí estamos y somos felices, aún nos sentiremos mucho mejor.

 

Cantemos, cantemos para ser mejores, cantemos para que nos oiga el mundo, cantemos para asustar al dolor, cantemos como coro de ángeles, en ese momento una criatura nueva nacerá en nosotros y seremos colmados de regalos y magia.

 

Apaguemos la radio, televisión, periódicos, redes sociales, teléfonos y en su sustitución cantemos, escuchemos música y sólo así saldrá de nuestros corazones :"FELIZ NAVIDAD" y sentiréis que son felices de verdad.

 

Entre música y canciones con los vuestros o solos os deseo unos días de paz y armonía.